Animan a la sociedad a «reclamar» mejoras en esta asistencia porque unas 80.000 personas «necesitan cuidados especializados» que no tienen.

Médicos de cuidados paliativos demandan una regulación «homogénea en todo el territorio nacional» español y más dotación para los equipos por estar «infradotados». Así lo han manifestado en la rueda de prensa con motivo de la celebración en Santiago de Compostela de las XIII Jornadas Internacionales de la Sociedad Española de Cuidados Paliativos (Secpal) y las IX Jornadas de la Sogacopal, organizadas en colaboración con la Associaçao Portuguesa de Cuidados Paliativos (APCP).

El presidente de la Secpal, Rafael Mota, ha explicado que «las necesidades son muchas» en el ámbito de los cuidados paliativos, porque «no es igual donde viva una persona para recibir una buena atención», ha comentado en relación a la dispersión poblacional. Es por ello, que demandan una regulación para toda España. Además, ha reivindicado la labor de los equipos de paliativos frente al «miedo que tienen» algunas personas «a recibirlos» porque «los confunden con la muerte». «Luchamos por dar vida en el procedo de final de la vida», ha afirmado el doctor Mota. Preguntado sobre la importancia que le dan a los cuidados paliativos en los programas electorales con motivo de los comicios del 10 de noviembre, Rafael Mota ha lamentado «que se habla poco y, a veces, se confunden términos». Así, ha incidido en que «hay muchas necesidades» porque estiman que unas 80.000 personas en España «necesitan cuidados especializados» pero «no tiene posibilidad de recibir paliativos porque no hay equipos especializados».

En esta línea, el responsable de Cuidados Paliativos del Hospital Austral de Buenos Aires, Matías Najún, ha apuntado que en Argentina sólo uno de cada diez pacientes que los necesitan reciben cuidados paliativos. «La percepción es que la demanda crece y cada vez hay más equipos», ha valorado, al tiempo que ha reconocido que «depende de donde viva la persona». COMUNIDADES Sobre la situación en España, el doctor Mota ha comentado diferencias entre comunidades autónomas. En concreto, ha resaltado el trabajo hecho por Madrid, Baleares y Cataluña en materia de cuidados paliativos, pero ha admitido que «queda mucho».

En relación al caso concreto de Galicia, el presidente del comité organizador y de la Sociedad gallega de cuidados paliativos, Marcelino Mosquera, ha destacado que los equipos que hay en los hospitales están «infradotados». Por ello, tras valorar la apuesta por la atención a domicilio en Galicia por parte de la Xunta, el doctor Mosquera ha incidido en que «el siguiente paso son el desarrollo de los cuidados paliativos». «Está todo en un cajón», ha lamentado, para abundar que «la población lo está demandando». Por ello, ha admitido que «falta mucho desarrollo todavía». Sobre todo, ha señalado la dispersión como «el problema de Galicia». Si bien ha valorado la ampliación de la atención a domicilio en Galicia, ha considerado «que va a ser imposible» la cobertura del 100%. «Hay muchos profesionales que están al límite y la Atención Primaria está sobrecargada», ha resaltado. Al hilo de ello, el doctor Mota ha añadido que durante años han trasladado sus reivindicaciones sobre cuidados paliativos a los gestores políticos, pero «no han dado el fruto» que buscaban. «Nos llegan tarde los pacientes y es difícil ofrecer una buena atención», ha afirmado. Tras insistir en que las dificultades a las que se enfrentan radican en el envejecimiento de la población y la dispersión, ha valorado la colaboración con profesionales de Atención Primaria. Con todo, ha recalcado que «hay pocos equipos, muy dispersos y sobrecargados».

Por su parte, el presidente de la Asociación Portuguesa de Cuidados Paliativos, el doctor Duarte da Silva, ha resaltado la importancia de la colaboración con profesionales españoles y ha destacado el «desafío» al que se enfrenta Portugal, donde cuentan con 21 equipos especializados. «Deberíamos llegar a los 60», ha apostillado, para recordar que la Sociedad Europea de Cuidados Paliativos recomienda 100.

En relación a las jornadas, los organizadores han destacado que más de 800 profesionales de España y Portugal participan este viernes y sábado en Santiago en el evento en el que se expondrán detalles y novedades sobre el «alivio del sufrimiento en la enfermedad avanzada y final de la vida». De este modo, han hecho hincapié en que las jornada ofrecen a los asistentes, llegados de España, Portugal y Latinoamérica, un «programa innovador» y cuenta con «invitados especiales». El doctor Mosquera, responsable de la organización de la cita, ha reivindicado que los cuidados paliativos se «plantean como un derecho humano fundamental», por lo que anima a «abordarlo» por parte del sistema sanitario.

Publicación original en La Vanguardia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario